Victoria sufrida pero que sabe a gloria.

Esta jornada 5 venía con un objetivo muy muy claro por parte del equipo local, sumar 3 puntos. A todo este objetivo había que sumar, que se tenía que sacar partiendo del estilo de juego que, cada vez va definiendo más a este equipo tan joven y de gran talento.

El partido arrancaba en la tarde de sábado, ya otoñal que se empezaba a notar en el tiempo. Se encontraban en el campo, dos rivales parejos en la clasificación y que venían a escalar posiciones para verse en la parte cómoda de la clasificación y empezar a mirar arriba. Recordamos que nuestro equipo venía de sus 4 encuentros (Victoria, empate, derrota y empate) con lo que necesitados de volver a saborear el triunfo que no se daba desde la primera jornada. Los locales arrancaron con el control absoluto del encuentro y del balón, dominando en un ataque organizado canalizado acumulando mucha gente por dentro y encontrando espacio por fuera. Fruto de ello fueron las primeras ocasiones del partido, con un mano a mano de nuestro jugador de gran talento Javi López que no pudo batir al guardameta. Con el partido bajo control e intentando abrir el marcador, ocurrió lo inesperado, tras un balón parado ofensivo, el rival marcó al contraataque con la infortuna del resbalón del último hombre que guardaba como hombre libre al equipo. Tras ese mazazo el equipo siguió su línea y confiado de que llegaría, siguieron las ocasiones pero el gol no llegaba y tras un rechace del guardameta local de puños el jugador visitante volvía a perforar la portería local haciendo el 0-2 a los 23 minutos de partido.

Muy cuesta arriba se ponía el partido para nuestros chicos, que no les quedaba otra que tirar de casta y fútbol para una remontada. Con esa mentalidad, se consiguió ir al descanso con el marcador de 1-2 tras una muy buena combinación entre David y Lucas, Kitta ajustó el marcador para irnos al descanso con un partido totalmente abierto.

Nuestros chicos estaban enchufados y eso se notaba. La Segunda parte arrancaba con una mentalidad ganadora que se iba respirando en el ambiente y fruto de ello, y del buen juego realizado por los locales, que se asociaban y se entendían, atrajeron al rival con pase corto y encontraron al “Killer” Javier López, para hacer el empate en el marcador, marcando de primeras con una tranquilidad absoluta.

Con este resultado el Rumbo-Futedu quería más y así siguieron atacando y encontrando situaciones de peligro sin poder materializar ninguna. El trabajo de Iván de desgaste absoluto con los centrales estaba dando sus frutos para encontrar espacios a las espaldas de los rivales de sus otros jugadores ofensivos.

Tras un gran saque de banda de Carlos, más parecido a un perfecto pase con el pie, dejó a Javi López contra el portero que, tras un rechace hacia su doblete particular en su cuenta y consumar así la remontada de la tarde a falta de 15 minutos para el final. Los locales, lo sabían, tocaba ponerse el mono de faena tras lo que habían logrado y conservar el gran tesoro que tenían ahora mismo, y así fue, se paró el partido, se defendió bien y se consiguió el objetivo

🎯

Final 3-2 en un partido muy completo que tras unos errores defensivos, que se deben de mejorar, se consigue resolver de la mejor manera posible.

Un más 3 que da mucha confianza de cara al gran partido de este finde semana en el campo de fútbol de “La Viña” ante un todopoderoso Cheste